Religiosas en CDMX lanzan SOS ante falta de recursos por crisis del Coronavirus



Ciudad de México.- El Coronavirus COVID-19 ha provocado que algunos conventos en México se enfrente a crisis económicas y las religiosas no cuenten con recursos para realizar los pagos de servicios como luz, agua y gas.



Está pandemia acentúo el problema que viven algunas congregaciones religiosas de clausura desde hace varios años en todo el mundo no sólo en el aspecto de vocaciones, sino también en recursos económicos.



En la Ciudad de México (CDMX) las religiosas de las Clarisas Capuchinas Sacramentarias que tienen su casa en la calle de Goya en Mixcoac sufren las consecuencias económicas provocadas por la epidemia del Coronavirus COVID-19.



Dedicadas desde su fundación en 1948 a fabricar y bordar casullas, estandartes y manteles de donde obtienen sus mayores ingresos, se quedaron sin estos al recibir la cancelación de todos los trabajos previstos.



En esa casa de religiosas que ha disminuido su población, actualmente viven una religiosa de 78 años de edad; dos mayores de 75 años, tres tienen entre 60 y 68 años; cinco tienen 45 años de edad y dos las más jóvenes 36 años.



De esas religiosas está a cargo la superiora Ana Rosa, quien asegura a Iglesia y Sociedad no tener benefactores fijos, pero reconoció que en ocasiones algunos fieles les entregan aportaciones económicas que no son suficientes para pagar los servicios.



Los servicios de la casa en este año sufrieron un aumento significativo que no han logrado pagar: el recibo de la luz por más de 5 mil pesos, el del gas más de 4 mil pesos y el del agua más de 4 ml pesos.



Además, tenían planeado realizar arreglos en la casa porque desde el sismo de 2017 sufrió algunos daños, estas obras también se suspendieron al no tener ingresos desde hace más de tres meses.



Para obtener alimentos no han tenido problemas, estos son donados por comerciantes de la Central de Abasto que desde hace varios años las conocen, ellas van a recoger verduras y fruta principalmente. En ésta cuarentena la Arquidiócesis de México les envío despensas.



La superiora Ana Rosa hace un llamado a los fieles para que las apoyen económicamente y sobre todo les ayuden a reactivar su economía con los trabajos que realizan.

Abandona canónigo de la Basílica el hospital



El canónigo Alberto Reynoso González abandonó el pasado domingo el hospital MIG auspiciado por las Hijas de María Inmaculada de Guadalupe donde estuvo internado y reportado como grave más de un mes víctima del coronavirus Coronavirus COVID-19. Su recuperación la llevará con sus familiares.



La noticia se dio a conocer en redes sociales el pasado domingo y fue difundido en su cuenta de twitter por Guillermo Gazanini del portal católico Religión Digital.

  • Eugenia Jiménez

    Eugenia Jiménez

    Periodista especializada en la fuente religiosa. Viajar en el avión con dos papas Benedicto XVI y Francisco en sus visitas a México de las mejores experiencias periodísticas. Me gusta el café mexicano y reportear en campo.