Revelan la magia de Luz Portátil en el Museo Archivo de la Fotografía
espectaculos
BETA
Revelan la magia de Luz Portátil en el Museo Archivo de la Fotografía

En la mesa Diálogo entre la imagen y la palabra, Pedro Tzontémoc, creador de la colección, y Margarita de Orellana, editora de Artes de México, compartieron con el público anécdotas de la publicación que cumple 10 años
Los fotógrafos Jorge Lépez y Silvia Andrade, así como los escritores Sandra Lorenzano y José Luis Trueba Lara, relataron su experiencia y cómo entrelazaron el discurso fotográfico con el literario


Con la mesa Diálogo entre la imagen y la palabra, que se llevó en el Museo Archivo de la Fotografía, Pedro Tzontémoc, creador y coordinador de la colección Luz Portátil, publicada por la editorial Artes de México; la editora Margarita de Orellana, los fotógrafos Jorge Lépez y Silvia Andrade, así como los escritores Sandra Lorenzano y José Luis Trueba Lara, revelaron la magia y particularidades de la publicación que cumple 10 años.

a€œLa gente no sabe leer las imágenes, es muy fácil leer las palabras, pero es muy difícil leer tres fotografías juntas. Entonces, las fotos son como esas palabras que el fotógrafo, a la hora de la edición, va engarzando hasta generar una frase, una idea y una novela completaa€, explicó Tzontémoc en el MAF el jueves 29 de septiembre.

Añadió que este resultado sólo puede generarse a través de la honestidad propia del fotógrafo, quien en cada imagen muestra su autenticidad plasmada con calidad técnica y conceptual donde la ética y estética son impecables.

Por su parte, Margarita de Orellana reveló que a lo largo de esta década en la que se han publicado 30 libros de la colección ha habido casos en que el fotógrafo y el escritor no logran coincidir, a€œes indispensable que ambos se conozcan y si coincide su mirada comienza el proceso creativoa€, detalló.

a€œLa complejidad de realizar un ensayo fotográficoa€, señaló Jorge Lépez Vela, a€œradica primero en escoger el tema y luego en identificar cómo se plasmaráa€, es decir, con qué cámara, qué lente, cuál técnica, a qué velocidad y luz, para que posteriormente culmine en un proceso de selección que da como resultado un portafolio que guarda un misterio que resolverá el espectador.

a€œComo fotógrafos siempre estamos buscando instantes de luz y esos los vamos acumulando para contar esta historia, cualquier foto que veamos tiene mucha información y la que uno quiera buscar es la que va a encontrara€, explicó Vela, fotógrafo que entrelaza su imagen con el texto de Óscar de la Borbolla enMar urbe.

En este sentido, Pedro Tzontémoc indicó que la fotografía es la única herramienta de arte que permite detener el presente, a€œeso es para mí la magia de la fotografíaa€, aseveró el especialista, mientras que para, Sandra Lorenzano, autora de El silencio luminoso, conformada con imágenes de Yamina del Real, la fotografía es a€œnaturaleza muertaa€.

a€œLa fotografía tiene una relación intrínseca con la muerte porque aquello que se está fotografiando dejó de existir en el instante siguiente en el que fue fotografiado, lo que nosotros estamos viendo es naturaleza muertaa€, describió Lorenzano.

Aseguró que el éxito de la publicación radica en la unión de la fotografía y la literatura al crear una a€œconexión con lo inefablea€, lo indecible que es tan difícil de entender y que expresa tanto al mismo tiempo.

a€œNos parece natural mirar las fotos, intuir que estamos viendo un pedazo de mundo, el aprender a mirar imágenes es justamente eso, un aprendizajea€, expresó la autora, quien compartió que dejó entrar las imágenes de Yamina a su interior como si las metiera a a€œbaño Maríaa€ dentro de sí para entender la complejidad de su ensayo fotográfico.

Esta conexión con lo invisible fue abordada también por la fotógrafa científica Silvia Andrade, autora del material visual de Oráculo, que cuenta con la prosa de Arturo González Cosío, para quien el proceso de recolección de imágenes fue una tarea solitaria y quien compartió su experiencia con el público en el Museo Archivo de la Fotografía.

a€œIba al jardín botánico, recogía una flor, la veía en el microscopio y son estas imágenes que ustedes ven aquí, me sorprendía porque sentía que sí me veían, es el diálogo que se logra con la naturaleza en soledad lo que está plasmadoa€, reflexionó la especialista en microscopía.

En su intervención, José Luis Trueba Lara, quien escribió el texto que ilustra las imágenes de Tatiana Parcero en Cartografías, señaló que otra peculiaridad de esta colección es que invita a una lectura activa del espectador, pero al mismo tiempo tanto para el fotógrafo como para el escritor.

a€œDescubrí una nueva ciudad gracias a lo que vi en el libro. El fotógrafo te obliga a ver el mundo de una manera distinta, nunca lo ves como ellos, pero ese cambio en la mirada es crucial: te convierte el mundo en un lugar más habitablea€, compartió Trueba Lara.

Como parte del último proceso, después de fundir el ensayo fotográfico y literario en uno solo, Pedro Tzontémoc señaló que la parte más complicada es encontrar el patrocinador que otorgue el financiamiento a la publicación.

a€œEl proceso más complicado, también artístico y creativo, es la parte del financiamiento, la Secretaría de Cultura de la Ciudad de México ha apropiado el proyecto desde el principio, lo ha hecho suyo en realidad, es copartícipe de este trabajo. Al final lo más difícil es hacer coincidir las miradas del escritor-fotógrafo con el patrocinadora€, confesó Tzontémoc, quien protagoniza el material visual de El ser y la nada, que cuenta con el ensayo literario de David Huerta.

Por último, Tzontémoc adelantó que actualmente trabaja en las mejores fotos que nunca tomó. Se trata de un proyecto donde que narra las imágenes de aquellos instantes que jamás olvidará, pero que prefirió mantener en la memoria en lugar de retratar con su lente y los cuales revelará próximamente con palabras a través de un texto descriptivo.

La mesa fue organizada por Artes de México y el Museo Archivo de la Fotografía en el marco del décimo aniversario de Luz Portátil, colección que festeja con exposición homónima en el recinto de la Secretaría de Cultura de la Ciudad de México y la cual estará abierta al público hasta el 24 de octubre del presente año.

Artes de México es una editorial con 28 años de experiencia, que promueve y difunde la diversidad cultural de México en todas sus manifestaciones creativas. Por su transformación de los saberes de la cultura nacional en material de lectura de alta calidad excepcional ha sido reconocida con numerosos premios nacionales e internacionales.

Luz Portátil fue concebida y es coordinada por el fotógrafo Pedro Tzontémoc. Su sello estético yuxtapone el discurso visual y el diálogo entre la imagen y la literatura, cuyos libros presentan en un formato breve de 60 páginas, de 22 X 22 centímetros, ambos ensayos artísticos que generan una experiencia binaria para el lector.

Publicado por: Equipo de redacción 2016-09-30 266
Tags: MéxicoCiudadSecretaríaCulturaJoséMuseoLuisMaríaGonzález

¿Qué opinas?


Más de espectaculos