Chécate, Mídete, Muévete
salud
BETA
Chécate, Mídete, Muévete

Chécate, es el primer paso.

A¿Cómo checar tu peso?

Mide tu peso por la mañana.

Coloca los pies en el centro de la báscula, con las puntas separadas y los brazos a los lados del cuerpo.

Verifica que la báscula funcione adecuadamente.



No traigas zapatos puestos y usa la menor cantidad de ropa posible.

Mídete, bájale a las grasas, al azúcar y a la sal.

El cuerpo necesita azúcares y es necesario consumirlas, pero con medida: Mídete.

Evita:

El consumo en exceso de grasas en tu alimentación puede provocar enfermedades del corazón, hígado, riñones y daño en tu circulación.
Cuando consumes mucha sal tus riñones pierden la capacidad de eliminarla por la orina y esto genera que el agua se quede dentro de tu cuerpo, provocando un aumento del volumen de sangre y como consecuencia se leva la presión arterial produciendo hipertensión arterial.
Cuando se queda un poco de azúcar en tu boca se pueden formar caries.

El exceso de todo tipo de azúcares puede provocar resistencia a la insulina, esto es que la digestión y transporte de glucosa no se realiza de forma adecuada porque hubo un exceso previo de azúcares que daña los receptores de tus células y se vuelven incapaces de permitir la entrada de glucosa.

El exceso de todo tipo de azúcares provoca sobrepeso y obesidad; diabetes mellitus tipo 2.

El exceso de todo tipo de azúcares disminuye tus defensas contra enfermedades infecciosas; no permite que tus dientes y huesos absorban el calcio.

El exceso de todo tipo de azúcares causa bajos niveles de ciertos minerales como el cobre, cromo y magnesio.

Además produce que se aumenten las grasas en la sangre; que tus tejidos tengan poca elasticidad y disminuyan su funcionalidad.

El exceso de sangre provoca que el cáncer se desarrolle más rápido; causa envejecimiento prematuro, causa estreñimiento y eleva la presión arterial.

Muévete, haz ejercicio.

Los beneficios del ejercicio son:

Disminuye el estrés, mejora la calidad de sueño y tu descanso es más reparador.

Hacer ejercicio te ayuda a prevenir enfermedades y mantener un estado de salud adecuado.

Ayuda a controlar o disminuir tu peso corporal.

Mejora la memoria, autoestima y sensación de bienestar.

Ayuda a mantener normales tu presión arterial, niveles de azúcar y grasa en tu sangre.

Fortalece tu sistema respiratorio y muscular.


¿Qué opinas?


Más de salud